Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

Cierre de plantas intolerable en el Hospital de Cuenca

EL DIA: Los médicos de la 5ª planta del Virgen de la Luz se organizan para protestar. Están dirigiendo una carta de denuncia a la Gerencia cada vez que aparece la tercera cama. En ella hacen recaer toda la responsabilidad de posibles problemas en Gerencia y Sescam.


Debido a la aparición de tres camas en algunas habitaciones de la quinta planta del Hospital Virgen de la Luz de Cuenca, está surgiendo entre los médicos qde los tres servicios radicados en la misma —Cardiología, Digestivo y Oncología— un movimiento de rechazo y protesta ante lo que consideran un descenso imperdonable en la calidad del servicio e, incluso, un riesgo para la salud de los pacientes por la potencial falta de medios.

Así lo han expresado en una carta que han hecho llegar a la Dirección del Hospital —y a la que este periódico ha tenido acceso—, firmada por numerosos profesionales del Virgen de la Luz. Explican además que la intención es remitir esta carta a la Dirección, firmada por cada vez más médicos, cada vez que aparezca la triple cama en habitaciones de la quinta planta.

Deterioro en el servicio
La carta, dirigida al director gerente del Hospital, afirma “que el derecho de protección a la salud está considerado, nacional e internacionalmente, como uno de los derechos básicos del ser humano y está incluido en el elenco de los derechos económicos, sociales y culturales”.
Además recuerdan que “la norma que regula nuestros deberes profesionales, el Estaturo Marco, en su artículo 19 dispone que el personal estatutario de los Servicios de Salud viene obligado a ejercer la profesión con lealtad, eficacia y observancia de los principios aplicables”.

También establece que ha de “informar debidamente, a los usuarios y pacientes sobre su proceso asistencial y sobre los servicios disponibles”. Y finalmente consigna que han de “utilizar los medios, instrumental e instalaciones de los Servicios de Salud en beneficio del paciente, con criterios de eficiencia y evitar su uso ilegítimo en beneficio propio o de terceras personas”.

En la carta continúan aseverando que “siendo así y dado que la política de recortes que este centro está llevando a cabo supone en muchos casos la imposibilidad de prestar una asistencia sanitaria, no ya de calidad, sino en condiciones mínimas, como es el caso de la supresión de guardias de algunas especialidades (como la de Oncología Médica), obliga a los profesionales ante una urgencia, como ya ha ocurrido, a consulta vía telefónica con especialistas de otros centros, que no conocen al paciente, que no lo ven, y ello en el caso de que podamos contactar con ellos, supone la prestación de una deficiente asistencia y, en muchos casos, tardía”.  

Cierre de plantas intolerable
Los médicos denuncian en su carta que “la situación de nuestro hospital se está viendo agravada como consecuencia del cierre de dos plantas del hospital, lo que está obligando a ingresar pacientes en tercera cama”. Aseveran que estas habitaciones sólo están preparadas para dos pacientes “por tamaño, por una única cortina de separación y por las tomas de oxígeno”.
   
Para los médicos “este hecho es en este momento inaceptable, si tenemos en cuenta que usted ha cerrado dos plantas, en concreto la 1ªB y la 2ªB”. Además denuncian que “hemos tenido ingresados en habitaciones dobles con triple cama a pacientes oncológicos en tratamiento con quimioterapia, con TEP, pacientes cardiológicos con cardiopatía isquémica y pacientes digestivos con HDB y HDA”.
   
Y apostillan: “Como sabe esta Gerencia, el reducido espacio hace imposible la entrada de un carro de parada y de un desfibrilador, lo que está provocando una deficiente atención sanitaria y puede significar el fallecimiento del paciente ante una parada cardiorespiratoria”.
    
Traslado de responsabilidad
Por todo ello, los médicos sentencian y comunican al Gerente que “en esta situación, como profesionales, trasladamos a usted personalmente y al Sescam cualquier responsabilidad en que pueda incurrir ante la violación del derecho ciudadano a la prestación de asistencia sanitaria en condiciones de igualdad”.
   
Finalmente, comunican a la Dirección que “como consecuencia de su política de recortes de todo orden, desplazamos a esa Dirección y al propio Sescam cualquier responsabilidad en que pudiera incurrir por falta de medios, bien entendido que si se diese un caso concreto de grave peligro para la vida de un paciente procederemos de forma inmediata a ponerlo en conocimiento de la autoridad judicial por si pudiese ser constitutivo de delito”. 

 

 

Error. Page cannot be displayed. Please contact your service provider for more details. (27)