La situación sanitaria en Málaga se agrava

EL PLURAL: El escenario caótico, de precariedad y de recortes en la sanidad andaluza ya es más que preocupante. Pero si así es a nivel regional, en la provincia de Málaga comienza a estar al borde del precipicio. A los déficits de distinto tipo en hospitales, a las largas listas de espera, quejas de profesionales, cierres de la actividad de continuidad asistencial no urgentes o no realización de miles de pruebas como ecografías, tomografías o resonancias magnéticas, se unen las cada vez más numerosas agresiones a profesionales  anuales. Tal es la situación de la sanidad pública malagueña que se habla ya de la existencia de un bloqueo asistencial no vivido hasta ahora”.


Las agresiones a sanitarios continúan siendo una constante y una cruda realidad en los centros de salud y hospitales de la provincia de Málaga, sobre todo en este verano. Un Hospital, el Virgen de la Victoria, sobre todo, en el área del servicio de urgencias, destaca por ser centro de agresiones en una situación que ya llega a límites insoportables en los ya vale todo.

El último caso ocurrió este pasado lunes en el área del servicio de urgencias. Uno de los tres familiares que acompañaban a un paciente pendiente de su evolución (en realidad solo tenía que haber un familiar al estar así estipulado, por tanto, falló el sistema de control de entrada) al considerar que no estaba de acuerdo con la valoración y las decisiones de la médica que les había atendido, la empujó y la tiró al suelo, pese al ser patente que la facultativa se encuentra embarazada.

Empujones, caída al suelo e intento de puñetazo a la doctora embarazada

Según denuncia el Sindicato Médico de Málaga (SMM), “aunque el marido de la agredida, también médico, intentó calmar la situación y evitó un puñetazo a su esposa agarrando al agresor, junto a los dos únicos vigilantes de seguridad de los que dispone el centro hospitalario, otros diez acompañantes del usuario, que se encontraban fuera del recinto entraron para comenzar una pelea, todo un desmadre en el control de acceso al hospital, y generando un momento despreciable e impropio de un espacio como este, que culminó con la fuga de los cobardes agresores”.

La facultativa, que se encuentra afortunadamente bien, dentro de la gravedad de la agresión, y su gestante, ha denunciado los hechos a la Policía.

El SMM pide, de forma inminente, ayuda a la Policía

El SMM ha denunciado esta nueva y execrable agresión y exige a la dirección gerencia del Hospital Virgen de la Victoria que, si no tiene capacidad propia y los medios económicos para mejorar y preservar la seguridad de todos los profesionales de su centro, solicite de forma inminente ayuda a la Policía o a las autoridades sanitarias, cómplices de esta negligencia que se viene produciendo desde hace años. Un panorama que,  a juicio del sindicato, lleva consigo una discriminación dolosa con respecto a otros hospitales de la provincia, que sí cuentan con mejores y eficaces medidas de seguridad, que este sindicato viene exigiendo durante mucho tiempo.

Pasividad de la dirección

Incluso este sindicato se sorprende de la pasividad de la dirección económico-administrativa y de los servicios generales del Hospital Clínico en su fracaso continuo en esta materia, ya que se supone que conocen el día a día de las urgencias y que es el centro hospitalario de la provincia donde se produce el mayor número de agresiones a médicos, y no se están tomando las medidas necesarias para proteger a los profesionales.


 

Error. Page cannot be displayed. Please contact your service provider for more details. (33)